¿DÓNDE ESTÀN LAS 125.000 FIRMAS DE ALIANZA MAR BLAVA?

octubre 28, 2014

@abogadodelmar

Como saben bien los indómitos activistas de Balesres, Alianza Mar Blava redactó un modelo de alegaciones contra las prospecciones petrolíferas de las que con gran dedicación, mucho sacrificio y enormes dosis de entusiasmo por parte de dichos voluntarios, se recogieron125.000 ejemplares.
En el examen del expediente que he hecho hoy en Industria no las he visto. Bueno, no es que no las haya visto, es que no están. Eso es algo que abulta bastante y si hubieran estado allí, más que verlas habría tropezado con ellas.
La pregunta más interesante de hoy es dónde diablos están las 125.000 alegaciones. Algo tan aparatoso no creo que pueda haberse perdido sin más. En la documentación que remitió la Delegación del Gobierno en Baleares se referencian unas 7800 alegaciones repetitivas identificadas con el nombre del alega te, pero no he podido verlas porque me han dicho que creían que estaban en un cd que finalmente y a pesar de pedirlo no he tenido la suerte de echarles un vistazo.
Pero de 125.000 alegaciones nada de nada.
A propósito, recuerdo que la infidelidad en la custodia de documentos es un delito. Parece que esto no ha hecho más que empezar y que va a haber bastante diversión

José Ortega
Abogadodelmar@gmail.com
WWW.costasmaritimas.es

Anuncios

3 comentarios to “¿DÓNDE ESTÀN LAS 125.000 FIRMAS DE ALIANZA MAR BLAVA?”

  1. violetagladstone said

    Eso tiene que abultar mucho mucho, dónde estará? Entiendo por tu último párrafo que ya estas preparando algo para descubrirlo no? Me encantaría que me chivaras por mail que otras cositas te han llamado la atención. Gracias por mantenernos informados

  2. Para divertirnos por no aburrirnos con el delito de infidelidad en la custodia de documentos públicos, invoca la STS núm. 723/2009 ( Sala de lo Penal ), de 1 de julio. El tipo penal del art. 413 C.P . tiene por finalidad proteger el documento frente a agresiones materiales: la sustracción, destrucción, inutilización u ocultación total o parcial del documento. En la ocultación han de incluirse los supuestos de paralización del trámite obligado, no entregar o incluso dilatar indefinidamente y sensiblemente la presencia del documento, de manera que requiera la realización de una actuación administrativa de búsqueda y localización que perturbe el funcionamiento de la Administración. En este sentido debe exigirse que el documento haya sido ocultado impidiendo que surtan los efectos que resulten del mismo.

    STS núm. 663/2005 (Sala de lo Penal), de 23 mayo, viene a señalar lo siguiente:

    Sentado lo anterior, diversas Resoluciones de esta Sala se han referido ya al significado del término «ocultar», contenido para este delito en los preceptos del Código hoy vigente, art. 413, y los del que le precedió, art. 364. en este sentido, decía ya la STS 9.10.91 ( RJ 1991, 7587) que: «tiene reiteradamente declarado esta Sala, S. 29.6.90 ( RJ 1990, 5744) », a efectos de tipificación del delito de infidelidad en la custodia de documentos, que existe ocultación de documentos por funcionario público cuando con daño para la Administración pública o para tercero, se produce la paralización del trámite obligado a que responda un documento, y que ocultar, a efectos de este delito es equivalente a guardar, no entregar, o incluso dilatar indefinida y sensiblemente la presencia del documento impidiendo que surta los fines a que corresponda su contenido y destino. Las Sentencias de 10 junio de 1987 ( RJ 1987, 4723) y 24 octubre 1990 ( RJ 1990, 8229) han definido lo que debe entenderse por ocultación, afirmando que ésta será de apreciar cuando desaparecen los documentos, y la situación de los mismos sea desconocida por quienes tenga legítimo acceso a los mismos y su descubrimiento requiere operaciones de búsqueda que por el tiempo y despliegue de esfuerzos que conllevan, implicaren por sí mismo una perturbación del servicio público ( STS 28.197 [ RJ 1997, 388] ).
    En tanto la Sentencia del Tribunal Supremo de fecha 12 de junio de 1995 ( RJ 1995, 4516) proclamaba: «Por último, los elementos objetivos del tipo se cierran con la realización de alguno de los verbos incluidos por el legislador en la descripción del precepto. Para la integración del tipo basta con la realización de alguna de las conductas previstas que no son otras que las de sustraer, destruir u ocultar. La Sala sentenciadora estima, con acierto, que la conducta desarrollada por el agente fue la de ocultar los papeles o documentos escondiéndolos en un lugar en donde difícilmente podían ser hallados. En algunos casos la ocultación puede ser el paso previo para consumar después el apoderamiento o para llevar a cabo la destrucción de los documentos, pero resulta indiferente cual fuera el propósito último y definitivo del autor ya que, como hemos dicho, basta con tomar los papeles y documentos para realizar y consumar las previsiones del tipo. En definitiva con cualquiera de las actuaciones típicas se consigue apartar los papeles y documentos de los canales normales de circulación impidiendo que lleguen a su destino».

    Dales caña a esos déspotas de la presunta prevaricación…..

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: