¿RASPUTIN O PIERRE-NO-DOY-UNA?

abril 13, 2010

 Era primavera, como ahora. Estaba atontado en el sofá, creo que era sábado, o puede que domingo, da igual. Pero la prensa no descansa. Contra todo pronóstico me sonó el móvil y contra todo pronóstico era Elena Peláez, de la Nueva España, con un mensaje que me dejó patidifuso. Que la Fiscalía había formulado denuncia o querella criminal contra mi cliente y miembro de la Plataforma Nacional de Afectados por la Ley de Costas, la señora A.C.

Me preguntaba mi opinión, pero yo más que opinión tenía asombro y no entendía nada, era como si de pronto el mundo se hubiera vuelto loco.

Y a todo esto ¿cómo se había enterado la prensa? Fácil, porque el fiscal había tenido la delicadeza de enviarles la denuncia. Sí sí, todo el mundo se enteró antes que la interesada, que por lo demás vive en Valencia y ni siquiera tuvo acceso a la prensa de Asturias. En los últimos tiempos el gobierno contraaataca mandando notitas y testimonios de sus éxitos a los medios de comunicación. Esto, claro, no es más que un signo de debilidad. Están en cierto sentido acojonados con el festejo que la Plataforma les ha montado. Solo en cierto sentido, porque ellos son el gobierno y nosotros simples moscas que pueden espantar con el rabo, aunque a veces un tábano gordo fastidia un poco.

Eso de proclamar sus éxitos ya lo hicieron con la sentencia sobre el proyecto medioambiental de la Bombilla y lo han vuelto a hacer con motivo del palo que les acaban de pegar en la Audiencia Nacional a unos vecinos no muy afortunados de la Casbah. El día 4 de septiembre de 2009 la novísima Directora General del ramo convocó a todos los ingenieros de costas de la idem a una reunión en Madrid en la que les transmitió que había que venderse mejor en la prensa. Y ellos lo hacen, con la ayuda del Delegado del Gobierno, el fiscal o quienquiera que esté a las órdenes de ese digno presidente tanto de Europa como de España, buen amigo de Barak Obama e indiscutible líder de los derechos civiles que es el Zapatero. Nunca se había visto una cosa igual, los organismos oficiales haciendo autopropaganda de sus cositas como una empresa privada preocupada por eso que llaman imagen corporativa.

 Bueno, bien… Unos cuantos meses después de que toda Asturias se enterase de la cosa, nos enteramos la señora A.C. y yo mismo del contenido de la denuncia. Hasta entonces yo no sabía si el fiscal era medio tonto o tenía mala leche, pero después de leer su acusación entendí que ni lo uno ni lo otro. Lo que pasaba era que lo habían engañado.

¿Quién lo ha engañado? Diréis. Y yo os contesto. El ciudadano Ramón Galán Cortés.

 ¿Y éste quién es? Fácil. El amable jefe de costas de Oviedo. Vedlo en la foto.

 

No sé si nos serviría para galán y por sus hechos a mí no me parece precisamente cortés. Pero ahí lo tenéis, pasándole al fiscal una información que ni remotamente guarda relación con la realidad. Sí, porque fue esta persona humana la que le mandó una cartita al acusador público con un contenido repleto de verdades a medias.

ACUSACIÓN: La señora A.C. ha instalado una casa prefabricada por todo el morro en el dominio público y en zona ambientalmente protegida.

 REALIDAD: La señora A.C. era propietaria de esos terrenos hasta hacía unos meses, en que el deslinde los había declarado dominio público. Un deslinde ilegal, como suele suceder. Deslinde que estaba impugnado en la Audiencia Nacional. Los terrenos estaban inscritos en el Registro de la Propiedad como mandan los cánones. La señora A.C. ya tenía allí una casa prefabricada desde hacía veinte años, lo que pasa es que en noviembre de 2008 un temporal y un desprendimiento del acantilado se la chafaron del todo y ella la reparó y cambió en semana santa. Por más señas, la señora A.C. tiene derecho a la concesión de la Disposición Transitoria primera, apartado primero, de la ley de costas porque el terreno está comprendido entre la antigua y la nueva delimitación del dominio público, como estupendamente bien dice el apartado tercero de esa disposición transitoria primera. Y como dice la disposición transitoria cuarta, apartado segundo del reglamento de costas, la Administración debe otorgarle la concesión de oficio, siendo la renuncia expresa el único motivo de que pueda llegar a verse privada de ese derecho de concesión. Item más: la señora A.C. , que no es persona descuidada, tenía pedida la concesión.

¿Vosotros creéis que tras la aprobación del deslinde el señor Galán Cortés perdió el tiempo en reunir papeles para otorgar la concesión a la señora A.C.? Nada de eso. Hasta ahora todas las perversiones que había visto se limitaban a derribar viviendas que con arreglo a la ley tenían o podían tener derecho a permanecer en concesión. Con este caso comprobé que los ingenieros acababan de cruzar una línea roja. La cosa ya no era derribar viviendas legales, sino acusar a sus propietarios de cometer un delito. Ya no nos enfrentábamos a unos ingenieros que tratan a los  ciudadanos como delincuentes, sino que los acusan ante los tribunales penales de serlo efectivamente. Y, por supuesto, con falsedad, con los pésimos modos de los ganster, mafiosos, pervertidos y malos en general de cualquier película de género.

 Claro está que en la Demarcación de Costas de Oviedo tienen motivos para estar cabreados. La señora A.C., junto a otros vecinos, consiguió anular hace tiempo las recuperaciones posesorias, el deslinde y de paso un proyecto para llenar la playa de cemento en nombre del uso gratuito del dominio público. Después de esa humillación, los ingenieros de costas aplicaron el conocido refrán que dice que si no quieres caldo toma dos tazas, y tramitaron un deslinde nuevo que metieron aún más atrás. Es algo que suelen hacer cuando les tocan las narices y les anulan un deslinde en los tribunales. Ya lo demostraron en Oliva y en la playa de la señora A.C. lo han repetido. Y, lo que es peor (o mejor), corren un riesgo cierto de recibir el segundo bofetón consecutivo, porque el deslinde que acaban de aprobar me da a mí que también podría ser anulado por los tribunales.

¿No pensáis que están perdiendo el norte, los papeles y la razón? No solo eso. Han perdido también el juicio, en ambos sentidos, el cognitivo y el jurídico. He llevado casos fáciles e idiotas, pero no sé si alguno tanto como éste. La chulería fuera de tono del señor Galán Cortés me supuso una visita al juzgado de Moncada y otra al de Luarca pero poco más. Mi viaje a Luarca estuvo lleno de buenas sensaciones y marcado por una cena histórica que creo que comprendía buey y medio, acompañado de buenos amigos y una excelente conversación. Por favor, perdonadme la suficiencia, pero me preocupé más de cómo hacer la digestión que de las preguntas que debía hacer a los testigos al día siguiente para demostrar la inocencia de la señora A.C.. No es que yo sea buen abogado, es que la acusación era como un castillo de naipes en vísperas de un huracán. Siempre he creído que para ser malo hay que ser inteligente, no sé si lo cogéis.

Después de un año el asunto se acaba de archivar. Sobreseimiento libre, lo que significa que no hay delito. Y no porque lo haya pedido yo, sino porque también, y especialmente, lo ha pedido el fiscal. Sí, el fiscal. El mismo que acusó, envió la denuncia a la prensa y armó todo este follón. En su escrito incluso reconoce que la señora A.C. tiene derecho a la concesión de la Disposición Transitoria primera, apartado primero, de la ley de costas. Bienvenido al pelotón de las personas honradas y cabales, que mantienen altos y limpios los valores morales. Ha rectificado y eso lo dignifica, no importa las meteduras de pata que haya cometido o le hayan hecho cometer.

 Hay un término que solemos aplicar al que intriga, manipula y se mantiene en la sombra. A este tipo de personas lo solemos llamar Rasputín.

Hay otro término que solemos aplicar a los aprendices de Rasputín que por más que se esfuercen no aciertan. Gracias a una memorable serie de dibujos animados que nunca me perdía cuando era pequeño, los llamamos Pierre-no-doy-una.

Cada uno puede llegar a su propia conclusión: ¿cuál de los dos apelativos le aplicamos a Ramón Galán Cortés?

José Ortega

Abogado

Anuncios

Una respuesta to “¿RASPUTIN O PIERRE-NO-DOY-UNA?”

  1. nesi said

    me parece penoso que en vez de utilizar el blog para ayudarnos entre todos no hacen mas que desprestigiar la labor del Sr ortega y de l Sr Paco.Como pueden incluso aplaudir lo de manipular una foto para sacar a alguien de la misma porque segun dicen en el comentario no es ni afectado.Pero Sres no solo luchan afectados yo no soy afectada y lucho con unas y dientes contra este abuso de poder por parte del ministerio del medio ambiente y es penoso leer estas barbaridades entre gente afectada supuestamente que el interes que tendrian que tener es escribir sobre la lucha y la union no lo que estan haciendo tirandole los trtastos a quien verdaderamente lucha como es el Sr ortega.Ojo yo no conozco a ninguno pero no se puede justificar lo del tema de la foto.Con ello ya estan diciendo quienen son,el tiempo que pierden en manipular fotos utilicenlo en luchar contra esta maldita ley.Independientemente si se es afectado o no,todos debemos de luchar porque es una lucha contra los derechos de los ciudadanos.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: